Ingredientes
  • 3 huevos

  • 6 cucharadas de aceite de canola

  • 1/2 cucharaditas de extracto de vainilla pura

  • 5/8 tazas de azúcar granulada

  • 2 cucharaditas de polvo de hornear

  • 1/4 cucharadita de sal

  • 2 3/4 tazas de harina

Procedimiento

Batir los huevos hasta que estén muy ligeros y espumosos.

Mientras tanto mida los ingredientes secos en un bol.

Cuando los huevos estén ligeros y espumosos, añadir el aceite, el azúcar y la vainilla.

Batir hasta que esté bien combinado.

Vierta los ingredientes líquidos sobre la mezcla de harina. Use su mano para levantar la harina sobre el líquido y continuar hasta que se combine la masa. Si la masa es demasiado pegajosa, agregar una capa de harina. Si es demasiado duro, añadir un poco de aceite.

Coloque la masa sobre el mostrador y cubrir con la taza.

Dejar reposar la masa.

Con una cuchara ir formando bolas de masa del tamaño de una nuez e ir metiéndolas debajo del tazón para que no se seque la masa.

Hacer bolas con la masa en el mesón enharinado

Hacer tiras con las bolas de aprox 6″ e ir cerrando las roscas

Con un cuchillo hacer picos alrededor de las roscas.

Levantar cuidadosamente el bizcocho y poner sobre una bandeja de horno, barnizar con huevo batido y rociar con semillas de ajonjoli.

Hornee a 325 grados hasta que estén doraditos.